La gastronomía de la Subbética, un maridaje de sabores

La Subbética es una comarca situada al sureste de la provincia de Córdoba, en plena Andalucía. La gastronomía de la cordillera Subbética es un maridaje perfecto para un viaje por esta cordillera, ya que abarca numerosos sabores deliciosos y variados puesto que aglutina varias ciudades que tienen culturas diferentes, aunque con el mismo denominador común: buen yantar. Repasaremos los platos más destacados de cada ciudad componente de la cordillera.

Como no pudiera ser de otra forma, las matanzas caseras de cerdo son un claro exponente de la gastronomía comarcal, teniendo un lugar propio en la mesa sus derivados, especialmente el chorizo y la morcilla, que ofrece variedades locales como la morcilla de cebolla de Almedinilla, o las de carne y blanca de Fuente Tójar y constituyen ingredientes básicos de platos como el potaje de habichuelas «Amonás», de Carcabuey. Precisamente, en estas localidades todos esperan con muchas ganas poder disfrutar de la rica chanfaina, un caldo graso de carne con algunas verduras muy popular en estos días de mata.

Chanfaina. Foto cedida Turismo Cordóba.
Amonás

Tampoco pueden faltar en las mesas de la Subbética las gachas, como las gachas de higo de Iznájar, las gachas de cuscurrones de Encinas Reales o las gachas de mosto en Cabra, y los potajes. En Priego de Córdoba es costumbre elaborarlos con legumbres, carnes y verduras. Otro tradicional plato en la Subbética es el relleno de carnaval, que se prepara con motivo de dicha fiesta.

Relleno de carnaval

Precisamente, en esta preciosa barroca ciudad de Priego también destacada el turrolate. Un plato típico del pueblo pintoresco de Zuheros será el Mojete de Patatas. En Doña Mencía cabe destacar el Pollo a la Menciana y de Luque, por su condición serrana, detallamos aquí el Chivo en Salsa.

Cabra (ciudad perteneciente a Córdoba) es tierra de sierra y huertas y es por ello destaca por sus dulces, como los Gajorros y sobre todo las Bizcotelas. En Lucena, antiguo centro judío hallaremos las “Naranjas Picás en Aceite” y las “Papas al Ajopollo”. El pueblo del anís, Rute, recibe al comensal con sus «Migas Ruteñas» y los sabrosos Piononos, así como sus mantecados, dulces de Navidad, embutidos y jamones.

Gajorros
Naranja Picás

Por su parte, la villa que está coronada por el castillo de Hisn-Ashar y la parroquia de Santiago Apóstol, la localidad de Iznájar presenta como plato típico su salmorejo de naranjas, y en la zona más meridional de la Subbética, Encinas Reales nos aguarda con sus, Benamejí con sus castañas guisadas y los tacos de lomo, en la aldea de El Tejar; poniendo de manifiesto Palenciana su influencia malagueña con la Porra de Espárragos.

. La Subbética es conocida por ser tierra de buenos vinos, existiendo tres municipios bajo la denominación Montilla-Moriles, éstos son Doña Mencía, Lucena y Cabra. Dichos caldos serán perfectamente acompañados en la mesa por las aceitunas aderezadas de Cabra y Benamejí. Como hemos dicho anteriormente Rute produce anís, seco y dulce, de fama y calidad a nivel nacional e incluso internacional. Todos estos platos tradicionales de la cordillera Subbética se pueden encontrar en restaurante Abrasador La Ronda que además está especializado en hacer carne a la brasa con carbón de coco. Este mesón está situado en la localidad de Carcabuey (Córdoba), en la avenida de la Constitución. Un restaurante magnífico para este maridaje de sabor.

Personajes históricos de la Vega Baja

La comarca de la Vega Baja del Segura está situada en la Comunidad Valenciana y comprende los extremos sur de la provincia de Alicante hasta el límite de la Región de Murcia. Está comarca atesora un patrimonio cultural amplio debido a las numerosas ciudades que la forman, siendo Orihuela su capital y una de las principales ciudades de reclamo en la provincia. Los personajes históricos que han nacido o han desarrollado una dilatada trayectoria en la Vega Baja son mucho, pero a continuación destacaremos los más importantes en cada ciudad.

Orihuela-Miguel Hernández

Miguel Hernández

Es un binomio inconfundible en la historia de España. Hablar de Orihuela es mencionar a Miguel Hernández. Natal de Orihuela, el poeta entró en contacto directo con la naturaleza y la soledad del campo, hecho que le inspirarán a lo largo de toda su vida para componer. En medio de este ambiente. Miguel escribió muchas poesías gracias a la presencia de la naturaleza que quedaba grabada a fuego tanto en su poesía –sobre todo en su poesía de juventud- como en sus cartas.

En 1925 a los quince años, tiene que abandonar el colegio para volver a cuidar de las cabras cerca de Orihuela. Pero, mientras las cuidaba, leía libros de Gabriel y Galán, Miró, Zorrilla. A veces se ponía a escribir versos a la sombra de un árbol. En la primavera de 1939, ante la huida del frente republicano, Miguel Hernández comenzó su ir y venir por cárceles: Sevilla, Madrid. Repentinamente, a mediados de septiembre de 1939, fue puesto en libertad.

Arrastrado por el amor a los suyos, marcha a Orihuela, donde es encarcelado de nuevo en el seminario de San Miguel, convertido en prisión. Hasta que en su indefenso organismo se declara una “tuberculosis pulmonar aguda” que se extiende a ambos pulmones, alcanzando proporciones tan alarmantes que hasta el intento de trasladarlo al Sanatorio Penitenciario de Porta Coeli resulta imposible. Entre dolores, hemorragias, golpes de tos, Miguel Hernández se fue consumiendo lentamente. El 28 de marzo de 1942 fallece a los treinta y un años.

Albatera-Valentín García Quinto

Valentín García Quinto

Valentín García Quinto nació en Albatera en 1927. Su inclinación a la pintura y escultura le viene desde la infancia. Se fue a Barcelona en 1942 para cursar estudios en la Escuela de Artes y Oficios. Completa su formación en el Taller de Reixach Campanya y posteriormente estudió dibujo y modelado en Palma de Mallorca y decoración de escultura y talla de piedra en Madrid.

Sus obras, fundamentalmente de inspiración religiosa, embellecen la Semana Santa albaterense y la de numerosos pueblos de nuestra provincia, Almería y Murcia. Artista universal y trabajador incansable tiene esculturas repartidas por todo el mundo: Egipto, Nueva York, Cuba, Perú, Venezuela y Japón. Destacado como uno de los representantes de la escultura levantina actual, fue nombrado Hijo Predilecto de la Villa de Albatera en 1996.

Almoradí-Tomás Valdés Ibáñez

Tomás Valdés Ibañez

D. Tomás Valdés Ibáñez, nacido en Almoradí, ingresó en la Escuela Naval el día 19 de octubre de 1941 y fue promovido a Alférez de Navío el 15 de octubre de 1946 con el número uno de su Promoción, por lo que se le concedió la Cruz de Mérito Naval de 1.ª Clase con distintivo blanco. El día 8 agosto de 1950 asciende al empleo de Teniente de Navío, estando destinado en el Crucero Méndez Núñez. Estando embarcado en el Estado Mayor de la División Naval del Mediterráneo, en el Destructor Gravina y en el Crucero Miguel de Cervantes. De Teniente de Navío mandó el guardapescas Cies y el Dragaminas Almanzora. El día 1 de enero de 1950 asciende a Capitán de Corbeta. El día 1 de julio de 1971 asciende a Capitán de Fragata pasando a mandar el Destructor Almirante Valdés. En febrero de 1979 asciende a Capitán de Navío. El día 3 de marzo de 1982 es promovido a Contraalmirante de la Armada.

Benijófar-Florencio Celdrán Chazarra

Nació en Benijófar (Alicante) el día 7 de octubre de 1899, aún niño, perdió el brazo izquierdo entre los dientes mecánicos de una noria a las orillas del río Segura. Maestro en su pueblo natal hasta los veintitrés años. Su valiosa actuación en dicha escuela le valió para que D. Felipe Rinaldi, entonces superior general de los salesianos, le dispensara de la falta de un brazo para ingresar en el noviciado.

Se trasladó a Valencia al colegio de la calle Sagunto donde le esperaba la noche del 21 de julio de 1936. El colegio sufrió un asedio durante la noche del 20-21, fueron horas de apuro, sobresalto y una espera de miedo. Con las primeras luces del alba, se produce el asalto de una muchedumbre que vocifera, blasfema, saquea y destruye. La llegada de los guardias fue un alivio para todos los salesianos. Los coches celulares les condujeron a la cárcel modelo, en Mislata.

Sacado de aquella cárcel por las gestiones del Comité Revolucionario de Benijófar. A este fin se trasladaron a Valencia algunos componentes del Comité y, tras laboriosas negociaciones, lograron sacarlo de la cárcel y trasladarlo a Benijófar, en donde le dejaron en libertad. Pasó la guerra en su pueblo, recorriendo la huerta con un libro bajo su único brazo y, en las pausas de las labores, enseñaba a los vecinos a leer y escribir. Volvía a Valencia, al colegio de la calle Sagunto en 1939 donde permaneció hasta su muerte. En el año 1963 se sometió a una operación de cataratas y al año siguiente quedaba ciego. Defendió y actuó la trilogía: contar, leer y escribir.

Su vida era una constante lección. Los padres al matricular a sus hijos insistían en que los pusieran en su clase (tal era la fama de bueno). De hombre bueno y buen maestro de que gozaba don Florencio. Era la clase del maestro por excelencia, del hombre bueno, del manco. Era el maestro más querido del colegio sin título académico ninguno. Murió en Valencia, colegio de la calle Sagunto, el día 14 de diciembre de 1972, a los 73 años y 44 de vida religiosa.

Callosa de Segura-Francisco Salinas

Francisco Salinas

Francisco-Martín Salinas y García nació en Callosa del Segura el 17 de noviembre de 1909 y falleció en el Hospital Provincial de Alicante el 30 de mayo de 1987. Las habilidades poéticas de Francisco Salinas destacaron por la capacidad de componer de memoria al estilo de los troveros. Francisco no asistió a la escuela, porque hacía novillos y pasaba el día jugando y haciendo travesuras de críos. Tomó el oficio de su padre, peluquero, y en el salón de dicha peluquería se reunían a modo de tertulia informal poetas de la Vega Baja, que según afirma su sobrina Rosario Salinas, con cierta frecuencia acudía también Miguel Hernández, Santiago Moreno, Vicente Bautista, Gabriel y Ramón Sijé, Carlos Fenoll, Jesús Poveda, Manuel Molina, Vicente Ramos, Carlos Sahagún y el pintor Gastón Castelló.

Precisamente en esta ciudad, Callosa del Segura, se encuentra Abrasador Naigara’s, un restaurante especialista en carne a la brasa, tanto de ternera añoja como el cerdo ibérico de cebo de campo, todo hecho con carbón de coco.

Valderredible, una paraíso de arte rupestre

Pocas ciudades y municipios de España pueden darse el privilegio de contar con arquitectura rupestre. La localidad de Valderredible, al sur de Cantabria, se extienden varios ejemplo de diferentes tipologías del arte rupestre con varias iglesias y ermitorios. Debido a este hecho la zona de Valderredible ha sido en ocasiones llamada «La Capadocia Ibérica». De hecho, este municipio cántabro desde 2017 celebra el Día de la Arquitectura Rupestre el 8 de julio, con el objetivo de hacer más visible y acercar a los ciudadanos la cultura y arte del valle.

Este fenómeno de arquitectura rupestre nació debido a la existencia de roca arenisca junto a la facilidad con la que se horada esta piedra. A lo largo de esta zona del alto Ebro se fueron instalando un buen número de anacoretas que reproducían un cristianismo que anteriormente se había desarrollado en los desiertos de Egipto. En Valderredible hay varios ejemplos del arte rupestre que a continuación vamos a detallar.

Ermita de Arroyuelos

Ermita de Arroyuelos
Ermita de Arroyuelos

Se accede a través de la carretera CA-275 que une Polientes con Escalada (Burgos), tomando el desvío frente a San Martín de Elines. El núcleo se emplaza en la margen izquierda del Ebro, sobre un afloramiento de roca arenisca y con vistas al páramo de la Lora de frente. El topónimo parece referirse al “lugar de los pequeños arroyos”. Aparece como Ruyuelos en el Becerro de las Behetrías de 1350 y ya como Arroyuelos a partir de finales del S.XVI (Ordenanzas del Concejo, 1595).

Consta de dos planteas con desarrollo en altura. En la inferior destaca el ábside ultrasemicircular y el contraábside. En el estilo de Arroyuelos se aprecian claramente las características de la arquitectura mozárabe en el uso sistemático del arco de herradura, en planta y en alzado, y en la complicación de los espacios excavados, lo que permite una datación más clara que en el resto de construcciones hipogeas de Valderredible, en torno al siglo X.

Iglesia rupestre de Cadalso

Iglesia rupestre de Cadalso
Iglesia rupestre de Cadalso

Está situada en Cadalso, Valderredible, Cantabria. La iglesia rupestre de Cadalso se encuentra en terrenos del pueblo de Ruerrero, y es la única iglesia rupestre, junto a la iglesia de Santa María de Valverde, que permanece abierta al culto. Destaca por su sencillez, es pequeña y de una sola nave de planta rectangular techada con bóveda de cañón irregular. Se accede a través de un pórtico con arco superior. Dispone de dos ventanas, una redondeada y otra rectangular.

En el exterior de la roca, en su parte superior se hallan dos tumbas excavadas en piedra, y probablemente entre la vegetación se pueda encontrar alguna más.

Antiguamente encima de la iglesia rupestre se situaba un pequeño campanario en una repisa tallada sobre la piedra de la entrada. Posteriormente en los años 70 se hizo una reforma y se trasladó a unos metros de la iglesia el pequeño campanario.

Santa María de Valverde

Santa María de Valverde

La mejor opción para conocer el arte rupestre del valle es recorrerlo desde el oeste. Después de visitar las cuevas de El Cuevatón y Peña Horadada, en San Andrés de Valdelomar y San Martín de Valdelomar, respectivamente, donde presumiblemente se instalaron comunidades de eremitas, se alcanza Santa María de Valverde (y el centro de interpretación de la arquitectura rupestre). Conocida como la catedral de las iglesias rupestres, incorpora una espadaña románica y una necrópolis medieval. El templo, donde se celebran oficios de forma regular, tiene dos naves y conserva una talla de María amamantando a su hijo, una de las pocas que sorteó la destrucción decretada por el Concilio de Trento en 1564.

Ermita semirupestre, construida en una cueva cerrada en parte de uno de los costados mediante sillares. Consta de una única planta formada por una nave rectangular y un ábside cuadrangular, separados por un arco de medio punto, todo ello tallado en la roca.

Consta de una sola nave, de planta rectangular alargada con una protuberancia en medio de la techumbre. Un arco triunfal de medio punto irregular da acceso por medio de dos peldaños a la cabecera de forma cuadrangular cubierta con una bóveda de horno de realización imperfecta. La puerta adintelada, ubicada al sur, está remodelada con sillares. A ambos lados de ella se abren dos vanos: uno es de fábrica con dintel, más el otro está excavado en la roca. El suelo de la ermita es rocoso con algunas parcelas de lajas. Se percibe que una parte del pavimento fue removido con el afán de encontrar «tesoros».

Pero en este valle de Valderredible se encuentran más arquitecturas rupestres como los Eremitorios rupestres del «Tobazo» en Villaescusa de Ebro, el Necrópolis de «San Pantaleón» en La Puente del Valle, Complejo eremítico del «Cuevatón» en San Andrés de Valdelomar o los Eremitorios de «Peña Castrejón» y «Peña Horacada» en San Martín de Valdelomar. Interesantes rutas rupestres para hacer un alto en el camino y visitar el magnífico restaurante Abrasador Cantabria en la carretera de Polientes. Este restaurante cántabro cuenta con las especialidad de carne a la brasa hecho con carbón ecológico de cascara de coco.

Qué ver en las Lagunas de Ruidera

El Parque Natural de las Lagunas de Ruidera se encuentra entre las provincias de Albacete y Ciudad Real y es el humedal más grande de la comunidad autónoma de Castilla-La Mancha. Este parque tiene una longitud de casi 25 km y un rosario de 15 lagunas. Las lagunas forman un conjunto de cascadas y torrentes que van desde la Laguna Blanca hasta las lagunas bajas. Tiene una vegetación típica meseteña, compuesta por encinas, coscojares y espinos.

Ruidera fue declarado Parque Natural en el año 1979 y en la propia singularidad de sus paisajes radica su mayor atractivo. Las Lagunas de Ruidera son un conjunto kárstico modelado por la acción de las aguas del Alto Guadiana durante siglos y cuentan con una extensión de 30 kilómetros. Un gigantesco sistema lagunar cuyo rasgo más característico, las barreras tobáceas, permiten la comunicación entre todas ellas a través de cascadas y bellísimos saltos de agua.

Este paraíso de aguas turquesas es un entorno idóneo para actividades de turismo activo y ecoturismo: naturaleza, aventura, buceo, deportes de vela, senderismo, kayak, piragüismo, paddle surf y snorkeling. Existen también zonas de baño durante el verano y buenos lugares para la pesca deportiva. A continuación, haremos una breve descripción de las lagunas más destacadas para ver en las Lagunas de Ruidera.

Castillo y embalse de Peñarroya

Castillo y embalse de Peñarroya

Inaugurado en el año 1959, el Pantano de Peñarroya supone la represa artificial de las aguas del Guadiana, que abastecen a las poblaciones cercanas de Argamasilla de Alba y Tomelloso. Esta masa de agua, que está incluida dentro de la zona de protección del Parque Natural, forma un ecosistema con características propias que le diferencian del complejo lagunar. De gran importancia como refugio de fauna, sobre todo de avifauna, también destaca por sus valores en materia de pesca deportiva. Junto a la presa y dominando el antiguo estrecho, podemos visitar su fortaleza medieval, donde se encuentra la Capilla de Nuestra Sra. de Peñarroya.

Cascada del Hundimiento

Cascada del Hundimiento

Dejamos atrás las aguas del embalse y las dos primeras lagunas para descubrir un salto de agua poderoso. La cascada del Hundimiento, muy cercana a la localidad de Ruidera, es el salto de mayor altura de todo el Parque Natural. El origen de la cascada lo encontramos en unas tremendas inundaciones ocurridas a mediados del siglo XVI. La fuerza de la corriente debió de ser tal magnitud que produjo un hundimiento del terreno. Y así ha llegado hasta nuestros días. El acceso se realiza a pie desde el cementerio de Ruidera.

La Laguna del Rey

La laguna del Rey

La Laguna del Rey está comunicada con la Laguna Colgada por el río Las Paranzas, y representa la más profunda de todas las lagunas. Su margen izquierdo es ideal para hacer paseos o ir en bicicleta. Muy recomendable también subir hasta el Mirador Laguna del Rey. Aunque se trata de una de las lagunas más urbanizadas, debido a su cercanía con Ruidera, su altura nos da una perspectiva panorámica muy buena.

Cueva de Montesinos y castillo de Rochafrida

Cuevas de Montesinos

La Cueva de Montesinos es una cavidad de origen kárstico de unos 80 m. de profundidad, originada por el proceso de disolución que las aguas de lluvia han originado en el roquedo de la zona, en su interior se han encontrado restos de distintas civilizaciones. Sin embargo, el valor principal de esta cueva es el literario, ya que Miguel de Cervantes nos situó en su interior los capítulos XXII-XXIII, de la segunda parte de su genial obra «D. Quijote de la Mancha», en los que nos narra el mayor encantamiento de la literatura española.

Por su parte, el castillo de origen musulmán, construido a finales del siglo XI y principios del XII, que pasó a manos cristianas tras la batalla de las Navas de Tolosa en 1212, castillo de tipo y destino militar, con recinto amurallado, del cual hoy en día sólo se conservan restos de un torreón y parte de la muralla.

Castillo de Rochafrida

Pero al igual que la Cueva de Montesinos la mayor importancia del castillo tal vez sea la literaria, ya que en torno al castillo se encuentran los romances del medievo más antiguos que se conocen, los romances de «Rosafrida» y de «Fontefrida»: Rosaflorida es la dueña del castillo, enamorada del noble Montesinos, y Fontefrida es la fuente que hay a la entrada del castillo.

Las Lagunas de Ruidera también es conocida por atesorar en las proximidades un restaurante especializado en carnes a la brasa, restaurante Abrasador Los Batanes. Un lugar perfecto donde reponer energías después de visitar tantas lagunas del Parque Natural de Ruidera. Además, este restaurante tiene adherido un camping acondic ionado para el alojamiento de los turistas.

Restaurante Abrasador Los Batanes
Restaurante Abrasador Los Batanes

Consuegra, la localidad de los molinos más famosos de España

En la comunidad autónoma de Castilla-La Mancha se ubica Consuegra, una de las localidades más bonitas y con más historia de toda España. Aproximadamente con 11.000 mil habitantes, este municipio toledano se ha convertido en un referente para el turismo nacional debido a su variedad historia, los numerosos edificios históricos que visitar y alguna que otra ruta cargada de historia de España, como la ruta de Don Quijote. Además, Consuegra es conocida por su notable gastronomía, cuyo recetario lo podemos encontrar en el Quijote, y la procedente de los Montes de Toledo.

Los molinos de Consuegra

Consuegra atesora 12 molinos de viento

Hablar de Consuegra es sinónimo de molinos de viento. Se encuentran enclavados en lo alto del cerro para aprovechar las corrientes de aire y suman un total de 12 molinos de viento. En la actualidad. Algunos de estos molinos son tan antiguos que datan del siglo XVI, siendo imprescindible en el desarrollo de la localidad toledana, ya que la ausencia de corrientes impedía el establecimiento de molinos fluviales. Estos molinos servían para la molienda del trigo, para hacer harina. Uno de los doce molinos de viento se denomina “Sancho” y todavía trabaja de forma tradicional en Consuegra. Otros molinos de viento están dedicaos a otra temática manchega y otros tantos hacen referencia a algunos de los capítulos de El Quijote. El molino Rucio conserva la maquinaria original del siglo XVI y es el único en España que ofrece moliendas diarias durante 300 días al año. De la mano de uno de los últimos molineros profesionales que quedan en La Mancha, nos adentraremos en las entrañas del gigante para contemplar el funcionamiento de su mecanismo en una maravillosa visita guiada. Se dice que es el molino más famoso de todos los que hay.

El casco antiguo, época medieval de Consuegra

Plaza de España de Consuegra

La plaza de España se encuentra el Ayuntamiento, el Arco y la Torre del Reloj, todos ellos de estilo renacentista. También se puede ver el Colegio de San Gumersindo o la sede actual del Museo Municipal en el edificio de Los Corredores. En esta localidad tan medieval como histórica se puede contemplar la Iglesia del Santísimo Cristo de Veracruz de estilo barroco y neoclásico, además también se puede ver en esta ubicación la Iglesia Parroquial de Santa María la Mayor. Al otro lado del río se encuentra la Iglesia de San Juan construida en el siglo XVI y que sobrevivió a las inundaciones.

Iglesia del Santísimo Cristo de Veracruz
Iglesia Parroquial de Santa María la Mayor

                                                    

Iglesia de San Juan

  Castillo de muela                    

Castillo de muela

Esta fortaleza es de origen musulmán y es de los castillos mejores conservados de toda Castilla-La Mancha. Está reformado tanto dentro como por fuera para los visitantes. La estructura de este castillo es inusual. Está constituido por una estructura central cuadrada con una gran torre cilíndrica en cada uno de sus lados. El recinto está rodeado por una barrera de la que sólo quedan restos en la parte que da al patio de armas.

Destaca una sala que fue descubierta casi por casualidad años después y que resultó ser uno de los inmensos aljibes que almacenaban agua como para soportar largos asedios sin problemas. En 1962, el Ayuntamiento de Consuegra adquiere el castillo e inició un proceso de restauración integral. Como resultado, se puede acceder a la ermita, los aljibes, los pasos de ronda, la sala capitular, la torre albarrana, las terrazas y la barbacana.

El Pozo de los lagartos

El Pozo de los lagartos

Es un museo al aire libre que no te puedes perder cuando se visite Consuegra. Esculturas de colores que hacen referencia a la música, escritores, etc…Esta visita cultural es guiada por el propio autor de las obras, Vicente Manzano. Entre visita a los molinos de vientos, casco histórico de Consuegra es interesante hacer un alto en el camino y comer o cenar en el restaurante Abrasador Canela y Limón, especialista en platos de carne a la brasa y se encuentra en perfecta ubicación en la Plaza de España.

Interior restauranteón
Interior Abrasador Restaurante Canela y Limón

Descubre las piscinas naturales de Cuenca

Con la llegada del verano es habitual refrescarse con un buen baño en la playa o en la piscina. Sin embargo, las provincias que no son costeras como Cuenca disponen de otros medios para refrescarse ya sea en piscinas naturales, ríos o pozas. De hecho, en la provincia de Cuenca se encuentran numerosas piscinas naturales de gran belleza donde poder refrescarse y además disfrutar de un gran día en familia o amigos para comer o merendar.

El denominador común de estas piscinas naturales y ríos de la provincia de Cuenca son su gran riqueza natural y aguas cristalinas. Son lugares en que te puedes bañar de forma relajada y que no tienen el hándicap del oleaje y además atesoran una temperatura del agua fresca. A continuación, destacamos las piscinas naturales, ríos y embalses más destacados de Cuenca.

Las Chorreras del río Cabriel, o de Enguídanos

A menos de 100 menos de 100 kilómetros de Cuenca se ubica el pueblo de Enguídanos. Esta localidad tiene la suerte de contar con las Chorreras del río Cabriel o de Enguídanos, una espectacular sucesión de hoces, pozas, cascadas, rápidos y aguas tranquilas ideales para el baño.

Las Chorreras del río Cabriel, o de Enguídanos
Las Chorreras del río Cabriel, o de Enguídanos

Dispone de un aparcamiento habilitado, aunque deberás madrugar para aparcar ya que está muy solicitado en la época de verano. Es interesante también la ruta de senderismo hasta las principales piscinas naturales de Cabriel.

Río Cuervo

Este río que discurre por el municipio de Santa María del Val se caracteriza por su abundante vegetación.  Este río nace y muere en la misma provincia de Cuenca y atesora una gran vegetación a lo largo de sus 45 km de trayecto, regalándonos belleza y zonas de perfectas para refrescarse en verano.

Nacimiento del río Cuervo

Aunque la zona más visitada sea el nacimiento del río Cuervo y sus bellísimos saltos de agua, existen otras zonas destacables y con elementos de gran relevancia y belleza, como el Rincón del Cuervo.

Pozas de Palomera

Pozas de Palomera

Las pozas de Palomera las forma el río Huécar y sirven de sitio de refresco y disfrute a las gentes de Palomera, a solo 3 km del pueblo. Un auténtico paraíso de aguas increíblemente cristalinas, hasta el cual no sólo es aconsejable acercarse durante la época estival para disfrutar de un agradable baño, sino también en primavera, ya que es cuando el río lleva más agua.

Playa” de Cañamares

Cañamares es un pueblo conquense de gran belleza, que se encuentra situado en el límite natural entre la Alcarria y la Sierra de Cuenca. Aquí es donde se encuentra la playa de Cañamares, en una localidad que puede presumir de poseer unos paisajes realmente increíbles y una tranquilidad que invita al viajero al descanso.

Playa” de Cañamares

Uno de los encantos más famosos es el río Escabas que lo atraviesa completamente y que está enmarcado por las hoces de Fuertescusa y Priego. El líquido elemento ha creado un remanso de agua a la altura de Cañamares creando una fabulosa playa de interior apta para toda la familia

Laguna del Tobar

Laguna del Tobar

En plena Serranía Alta de Cuenca, nos encontramos con la laguna de El Tobar, un espacio inmenso en el que disfrutar con los cinco sentidos de la naturaleza en toda su expresión. Agua, flora y fauna se dan la mano en un paisaje que bien podría inspirar el contenido de un cuadro o la imagen de una fotografía para el recuerdo. Una zona de baño situada en la sierra de Cuenca, en la que la paz y la tranquilidad son las grandes anfitrionas.

Área Recreativa El Chantre

El Área Recreativa de El Chantre es una zona de baño muy frecuentada también por los habitantes de la capital provincial, la ciudad de Cuenca, lo cual no es de extrañar si tenemos en cuenta la belleza del lugar. Se trata de un tramo del río Júcar en el que encontramos diversos puntos ideales para el baño, y que se sitúa en una amplia explanada, convertida en área recreativa. Además, se ha dotado la zona de escaleras de piscina para facilitar el baño.

El embalse de Buendía

Embalse de Buendía

Se encuentra entre las provincias de Cuenca y Guadalajara. También conocido como “Mares de Castilla”, es una de las zonas más bellas de cuenca para disfrutar de un baño este verano. Además de bañarnos en sus tranquilas y limpias aguas, podrás disfrutar de actividades acuáticas e incluso pescar debido a su abundante cantidad de peces. Sus alrededores nos invitan a dar agradables paseos y disfrutar del embalse de Buendía desde numerosos puntos interesantes, como la conocida Ruta de las Caras.

Cortados de Villalba

Cortados Villalba

Son los conocidos como Cortados de Villalba, situados frente a otro paraje muy conocido, el Ventano del Diablo, un mirador natural desde el que se puede disfrutar de unas magníficas vistas de la comarca. Se trata de un cañón por el que corren las cristalinas aguas del río Júcar entre altas paredes rocosas y verticales, formando rápidos y saltos y creando un maravilloso y bucólico escenario.

Entre todos estas piscinas naturales y ríos refrescantes encontramos un restaurante magnífico donde comer, Restaurante Abrasador Finca Embid, especialista en carne a la brasa y cocina local. Además, este restaurante se encuentra dentro de un camping donde hospedarse para hacer rutas en las piscinas naturales y visitarlas todas durante varios días.

Restaurante de carnes a la brasa al lado de la Catedral de Cuenca

Se trata de El Secreto de la Catedral, en Cuenca, un restaurante de larga trayectoria en la ciudad, regentado por las Hermanas Azucena y Luisa López, que se ha asociado recientemente a la marca Abrasador. De esta manera, incorpora a su oferta gastronómica la carne a la brasa de ternera añoja y cerdo ibérico de crianza propia, ofreciendo una cocina de vanguardia y brasa de lunes a domingo.

El Secreto de la Catedral, ubicado al lado de la Catedral de Cuenca, es propiedad de las hermanas López y han vuelto a actualizarse y sorprender con esta nueva propuesta, abriendo nuevas experiencias gastronómicas en pleno corazón cultural de la ciudad. Julio Ramírez, socio fundador de Abrasador, explicó durante el acto de inauguración de este nuevo asociado a  Abrasador en la ciudad, lo que significa esta unión: “Se trata de un restaurante especializado en carnes a la parrilla, al que hemos unido sus platos típicos locales con recetas de carnes a la brasa de crianza propia”.

Parrillada de carne Abrasador

Por su parte, las hermanas López también explicaron a los asistentes de la inauguración lo que significa para ellas: “por fin contamos con la nueva carta, sin olvidarnos de la plataforma digital del grupo, tan importante en esta época de Covid-19, un espacio renovado, y, sobre todo, con muchas ganas de seguir trabajando y dando el mejor servicio posible para disfrutar de los nuevos platos, en un entorno inmejorable”, apostillaban Almudena y Luisa López, socias y propietarias del establecimiento.

Ensalada Abrasador

Esta actualización del negocio supone para los conquenses recetas saludables y de calidad, de la mano de la chef Luisa López, miembro de la Asociación Europea de Cocineros, Eurotoques y jefa de cocina de este restaurante.

Como cualquier restaurante que se quiere asociar a la marca Abrasador, durante algo más de seis meses fueron clientes de carne, para pasar luego a conocer recetas y platos de la carta, así como el saber hacer en brasa propio de Abrasador. Una vez las dos partes se conocen, deciden avanzar y asociarse, tal y como sucedió con El Secreto de la Catedral.

Previo a la inauguración, tanto Carlos Torres (chef asesor de la marca), como Julio Ramírez (socio fundador de Abrasador), estuvieron ofreciendo asesoramiento en cocina, sala y gestión.

Carlos Torres Chef asesorando
Carlos Torres, chef asesor de Abrasador durante la formación

Durante la inauguración, Carlos Torres, chef asesor de nuestro grupo, explicó y realizó las recetas y platos más innovadores de la carta Abrasador para que los asistentes conocieran la nueva oferta gastronómica que ofrecerá Restaurane Abrasador El Secreto de la Catedral.

Acto de presentación de la nueva asociación de El Secreto de la Catedral a Abrasador
Acto de presentación de la nueva asociación de El Secreto de la Catedral a Abrasador

Con este restaurante en la ciudad, ya son dos restaurantes en Cuenca y 13 en Castilla-La Mancha. Con esta nueva incorporación de El Secreto de la Catedral a la cadena Abrasador supone el 39 restaurante en España, siendo un referente en carne a la brasa tanto de ternera añoja como cerdo ibérico con un control exhaustivo de todo el proceso.

Si quieres conocer más sobre este restaurante Abrasador en Cuenca, haz clic en más información…

La cocina huertana de Murcia, una gastronomía muy saludable

La gastronomía huertana de Murcia siempre ha sido considerada de las mejores huertas de España ya que combina mar y tierra, ya que dos elementos que definen su gastronomía y es por ello que es muy saludable. La huerta murciana siempre ha sido motivo de orgullo, si bien el paisaje más tradicional esté desapareciendo, pero no así la riqueza de sus productos. Las verduras y frutas de la huerta Murcia son el denominador común en muchos platos y tapas de cualquier carta de restaurante ubicado por la zona. Además, de platos calientes de cuchara, como los guisos. En carnes hay poca ternera, pero un gran protagonismo del cerdo, cordero, cabrito y conejo, y la costa enriquece los menús con buenos pescados, sin olvidarnos de los arroces y postres de corte muy tradicional.

Historia de la huerta

La riqueza de la gastronomía de la huerta murciana se debe a a las influencias de las civilizaciones que han pasado por la Región. Por ejemplo, gracias a los musulmanes se desarrolló la huerta murciana, cuyos productos son básicos en nuestra gastronomía.  Durante los siglos VIII, IX y X la confluencia del Segura con el Guadalentín fue llenándose de alquerías, formándose la Huerta de Murcia en torno a la nueva capital. La red de acequias de la huerta es posterior al siglo XI, y su pleno desarrollo abarca desde este siglo hasta el XIII, coincidiendo con el auge de la ciudad y su conversión en una de las principales metrópolis del Al-Andalus.

El origen de estas alquerías estaría en asentamientos de clanes y de determinados linajes musulmanes, como es el caso de pedanías como Beniaján. Los árabes desecaron las tierras inundadas por el río y concibieron un sistema de riegos completo, construyendo presas y azudes, canales y acequias, elevando el agua con norias de madera y trasformando en regadío las fértiles tierras de la huerta. De tal forma que en el siglo XIII los riegos de la Huerta de Murcia aparecen estructurados como hoy los conocemos, aunque las obras de mampostería son posteriores.

La huerta de Europa

Para muchos, la huerta de Murcia es considerada un referente nacional e internacional por la calidad de sus productos. El valle por el que pasa el río Segura y alrededores, se llama la Huerta de Murcia. Las características de una tierra tan fértil, junto con las enseñanzas en agricultura que heredamos de los musulmanes, hacen de la Huerta de Murcia una comarca líder europea en producción de productos agrícolas de primera calidad. Por todo esto, se le llama también la Huerta de Europa.

Venta de frutas y verduras  Descripción generada automáticamente
Huerta murciana

Los productos de la huerta murciana son muchos y variados, sin embargo, los más destacados son dos: pimiento y tomate. Estos productos son esenciales en la cocina murciana, si bien también estacan los calabacines, berenjenas, habas, lechugas, alcachofas y coliflores. Respecto a las frutas, las más utilizadas en la gastronomía murciana son los cítricos (limones y naranjas). Se utilizan en muchos platos. Para mucha gente, es excesivo el uso que los murcianos le damos al limón.

La carne también es muy importante en la gastronomía murciana. Los productos más destacados son los animales de granja y entre ellos, el cerdo y el cordero. También se utilizan mucho los animales de caza, como el conejo o la liebre.

Del cerdo se obtienen muchísimos ingredientes para platos tradicionales, así como embutidos típicos murcianos como salchicha, longaniza, morcón, chiquillo… En Murcia se sigue haciendo la fiesta de la matanza en la que se mata a un cerdo para comer y fabricar los embutidos. Merced a los dos mares que bañan la Región de Murcia, sus pescados y mariscos tienen una gran importancia en la gastronomía. Existen especies propias murcianas como la dorada del Mar Menor, el mújol o los langostinos del Mar Menor. Además, son muy típicos en Murcia los salazones. Se cubre al pescado de sal para que se conserve durante mucho tiempo y además tenga un sabor diferente. La hueva y la mojama son productos en salazón muy utilizados en Murcia. A continuación, os detallamos algunos de los platos más destacados de la huerta murciana.

Ensalada murciana

Uno de los platos más conocidos de la huerta murciana y extendidos por toda España. Aunque hay varias formas de realizar este refrescante plato, la más común es tomate en conserva artesano, atún, huevo duro, olivas negras, cebolleta, buen aceite de oliva y sal. Para acompañar el pan es muy importante.

Foto ensalada murciana
Ensalada murciana

Zarangollo

Servido como tapa o ración ideal para compartir, es un plato que consiste básicamente en calabacín, a poder ser de temporada, y huevo revuelto, con cebolla y a veces enriquecido con patata. Se puede dejar al punto que más guste, aunque lo ideal es que las hortalizas queden muy melosas y fundidas con el huevo, ideal para mojar pan. Ingredientes: 2 cebolletas, 1 kilo de calabacín, 3 huevos, aceite de oliva virgen extra, sal y pimienta negra molida.

zarangollo
zarangollo

Pisto murciano

Para los residentes de Murcia, es un almuerzo perfecto o un acompañante para el pescado idílico.  Ingredientes: 1 cebolla, 2 berenjenas, 1 pimiento rojo morrón, 1 pimiento verde grande, 800 g de tomates en conserva, aceite de oliva virgen extra, bicarbonnato sódico o azúcar, sal.

pisto murciano

Paparajotes

El bocado dulce de Murcia lo encontramos en los paparajotes, un postre elaborado con hojas de limonero rebozadas con una masa de buñuelo y cubiertas con azúcar y canela. Pero que los paparajotes se elaboren con hojas de limonero no es casualidad; ¿sabías que este árbol es el más típico de la Murcia?

paparajotes

El patrimonio repostero murciano es muy variado, pero sin duda, los paparajotes se han convertido en el postre más popular y degustado en toda la Región. Un postre que hará que termines cualquier comida o cena murciana con el mejor sabor de boca. Eso sí, para degustarlos en su punto perfecto no dejes que se enfríen y, justo antes de comerlos, retira la hoja del limonero. Notarás en boca todos sus aromas.

¿Dónde encontrar todos estos platos?

En Restaurante Abrasador Canovas podemos encontrar todo tipo de platos de la huerta murciana mencionados, además de la mejor carne a la brasa de España, ya que es de primera calidad y crianza propia como es la ternera añoja y el cerdo ibérico de cebo de campo. Un restaurante fantástico para encontrar todos los mejores platos típicos de la huerta murciana, la mejor de Europa.

La gastronomía de Alcalá de Henares, una huella de Don Quijote

La gastronomía de Alcalá de Henares se caracteriza por traer recuerdos de alusiones culinarios de El Quijote.  Platos como las sopas de ajo, migas manchegas con chorizo o huevos fritos, y una variedad de platos preparados con verduras frescas de la vega del Henares, además de los más sabrosos asados de cordero y cabritillo, o pescados al horno como el besugo o la lubina.

Esta cocina de Alcalá de Henares es una de las más completas, ricas y variadas de la Comunidad de Madrid. Una riqueza que hunde sus raíces en la España del Siglo de Oro, del scritor Miguel de Cervantes. No hay mejor sitio para disfrutar de una cocina evocadora y única como las calles complutenses, llenas de historia y de lugares que han merecido ser reconocidos como Patrimonio de la Humanidad.

Duelos y quebrantos alcalaínos

En un lugar de la Mancha, de cuyo nombre no quiero acordarme, no ha mucho tiempo que vivía un hidalgo de los de lanza en astillero, adarga antigua, rocín flaco y galgo corredor. Una olla de algo más de vaca que carnero, salpicón las noches, duelos y quebrantos los sábado…De esta forma es mencionado este plato tan conocido era como “Merced de Dios” pues se consideraba que no podía faltar en ninguna casa por pobre que fuese. Ingredientes para cuatro personas: 3 huevos, 100 gramos de panceta de cerdo, Jamón y picadillo, Sesos de cordero, Aceite de oliva, 1 cucharada de vinagre, Sal, pimienta y una hoja de laurel.

Duelos y Quebrantos

Migas

Plato de migas rondeñas
Migas, el plato tradicional manchego

Elaboración de origen campesino que se extendió de tal modo por el país que acabó dando múltiples variantes según las regiones. En Alcalá se prepara de la misma forma que en La Mancha, con pan asentado, cortado finamente, tocino, pimentón y ajo.

El pan ha sido desde tiempo inmemorial un alimento básico para la población y desperdiciarlo un auténtico delito. De ahí que incluso estando duro siempre se buscara la manera de aprovecharlo en alguna de las comidas. Se empezó dorándolo con ajos y grasa de cordero. Después del descubrimiento de América, junto con el oro y otros metales preciosos, comenzaron a llegar a la Península muchos nuevos productos desconocidos para los europeos, entre ellos el pimentón.

En época de Cervantes este ingrediente dio su toque personal a alimentos tan nuestros como el chorizo o el lomo, y sirvió para dar personalidad y su coloración característica a nuestras migas.

Algunas costumbres muy arraigadas en Alcalá se mantienen en la actualidad, como la merienda de chocolate con migas y picatostes. Respecto a los postres y repostería, cabe destacar la Costrada, los dulces de convento y las excelentes Almendras garrapiñadas, las Tejas de Alcalá, dos especialidades de las que se puede disfrutar.

Costrada

Costrada

La costrada de Alcalá es un postre tradicional de Alcalá de Henares (España). Se compone de varias capas de hojaldre, crema pastelera, merengue y almendra. Fue creada en el siglo XIX por los confiteros Salinas, antiguos pasteleros reales.  Es un dulce emblemático de la ciudad.

Rosquillas de Alcalá

Rosquillas

En su paso por Alcalá de Henares, se antoja como imprescindibles probar las Almendras garrapiñadas, las Rosquillas de Alcalá y las tartas costradas, inventadas por los confiteros Salinas, antiguos pasteleros reales. Algunas de estas recetas se pueden encontrar a diario en los principales restaurantes de la ciudad, como el restaurante Abrasador Casa Benito.

Sin embargo, es en sus dos eventos gastronómicos anuales, la Semana Gastronómica y las Jornadas Gastronómicas Cervantinas de octubre, cuando el visitante tiene más oportunidades de probar recetas como ‘el cabrito de la ínsula’, ‘la carne estofada a la Dorotea’, ‘las codornices al vino viejo’ o ‘el conejo pastoril’. Además, en este restaurante, se puede degustar productos como los ibéricos, los quesos de oveja, acompañados de una copita de vino.

Abrasador Casa Benito, un restaurante referente de la ciudad y de la Comunidad de Madrid, donde puedes hacer una parada y comer una carne a la brasa de primera calidad y crianza propia como la ternera añoja, como el Entrecot; y el cerdo ibérico de cebo de campo, el solomillo. Es un restaurante idílico además para visitar los monumentos y curiosidades más destacadas de la ciudad.

La gastronomía de la Comunidad de Madrid, un popurrí de culturas madrileñas

La gastronomía de Madrid es el conjunto de platos tradicionales de la capital española. Posee las tradiciones culinarias propias de la población inicial cuando Felipe II creó la capital, y posteriormente de los pueblos de su propia provincia que fueron aportando sus viandas a la cocina propia de la ciudad de Madrid. Su gastronomía se compone de productos frescos la región como sus verduras o carnes para los platos de cuchara, guisos o frituras.

También hay que destacar la importancia que tiene en el tapeo en sus bares, y es que la gastronomía es uno de los grandes atractivos de la Comunidad de Madrid. De entre las muchas recetas o comida tradicional, te mostramos los platos más típicos de la Comunidad de Madrid que tienes que probar si visitas la Comunidad, tanto la capital como alguna de sus localidades.

Cocido Madrileño

El cocido madrileño es, por antonomasia, el plato más típico y conocido. Como suele ocurrir con la comida tradicional, cada uno tiene su manera peculiar de cocinarlo, aunque la base es siempre la misma. Para su elaboración se ponen en una olla, con agua fría que cubra el contenido, diversas carnes, como jarrete y falda de ternera, gallina o pollo, panceta fresca, morcilla y chorizo, así como diferentes huesos: de jamón, de rodilla de ternera, de espinazo salado y de caña blanco.

Cocido madrileño

Posteriormente, se añaden a la olla abundantes verduras, como repollo, zanahorias, puerros, patatas, y garbanzos que se habrán puesto el día anterior en remojo. Una vez cocido todo, se separa el caldo, que se pone al fuego echando un puñado de fideos cuando hierve. El plato se sirve en tres partes, empezando por el caldo con fideos, tras el cual se sirven los garbanzos y verduras y, para terminar, las carnes.

Callos a la madrileña

Comida en un plato  Descripción generada automáticamente
Callos a la madrileña

Los callos constituyen también uno de los platos más ligados a la gastronomía madrileña. La elaboración de esta receta típica de Madrid se diferencia de las de otros rincones de España.

Así, su diferencia principal respecto, por ejemplo, a los callos gallegos es que en estos últimos se incluyen garbanzos cocidos, o, respecto a los que se elaboran en Vizcaya, que no llevan pimiento choricero.

Se hacen cociendo varias carnes de casquería, generalmente callos, pata y morro, añadiendo también a la olla panceta o jamón, especias y laurel. Una hora antes de finalizar la cocción se añaden chorizo y morcilla.Para que los callos tengan su característico punto picante, se hace una salsa con ajos, cebolla y guindilla. Finalizada dicha salsa, se le añaden los callos y la morcilla y chorizo, estos últimos troceados. Después se añade el agua de la cocción y se hierve todo 20 minutos más.

Bocadillo de calamares

Bocadillo ded calamares

El bocadillo de calamares es una comida muy emblemática de Madrid, y raro es el bar en el que no lo sirven. Se trata sencillamente de un bocadillo cuyo contenido son los calamares a la romana.

Sopas de Ajo

Sopa de ajo

Las sopas de ajo es uno de los platos más tradicionales de la gastronomía madrileña y castellana. Se trata de una sopa con ingredientes muy sencillos ya que se preparara con ajos fileteados, que se saltean en una cazuela con aceite hasta que están dorados, añadiendo en este momento trozos de jamón. Una vez revuelto, se añaden unas rebanadas de pan duro, al que se le dan unas vueltas.

Una vez retirada la cazuela del fuego, se espolvorea con pimentón, que puede ser dulce o picante, a gusto de cada cual.

Espárragos de Aranjuez

Esparrago de Aranjuez

El esparrago de Aranjuez es uno de los productos más conocidos de la Comunidad de Madrid. Se caracterizan por su color verde intenso y por una gran ternura a la hora de comerlos. Puedes encontrar este esparrago preparado tanto a la plancha como al vapor y en platos como tortillas, revueltos o simplemente como guarnición a la plancha.

Chocolate con churros

Chocolate con churros

Uno de los desayunos más típicos en Madrid es el chocolate con churros y que podremos encontrar en la mayoría de las cafeterías de Madrid, por lo que es uno de los platos que tienes que probar si vienes a Madrid.

Abrasador El Abuelito, sin duda un restaurante referente en la Comunidad, por su especialidad en carne abrasador a la brasa de ternera añoja y cerdo ibérico de cebo de campo. Sin duda, El Abuelito es un lugar perfecto para degustar la mejor carne a la brasa de España.